24 de agosto de 2010

Bello Mundo

La oscuridad esconde mi alma donde la luz de esperanza perece. Donde es el tiempo le llora al espacio que se detenga. Donde el día, que es la noche, ve a la razón y el amor navegar en paz en tierra seca. Donde mi cuerpo no es mío, donde mi mente se pierde en el futuro y mi pasado se ahoga en el aire que escapa del viento. Donde las palabras huyen del sentido que tanto las lastimó.

Aún no se cuando volveré, no si podré...

4 comentarios:

andrés dijo...

Ahhh Joha - excelente escrito... rico ese lugar donde no exista pasado ni presente y todo se funde en el ahora, sin preocupaciones ni mas alla.

Me encanto J, un abrazo grande

P. Vargas dijo...

En estos días he pedido a gritos una maquina que pueda detener el tiempo para esos momentos que uno desea que sean eternos, y adelantarlo para sulfurar la espera que nos carcome por dentro...

Sin embargo, siempre he creído que es esa esencia de esperar, sufrir, o llorar, es lo que hace que valoremos nuestros momentos de felicidad...

Espero de corazón que vengan buenos días para ti, mi querida amiga. Cuídate mucho, nos seguimos leyendo, un abrazo!

KagosaVampire dijo...

quedarse en un momento... mmm no sé que tan bueno sea afuera del papel...

Amorexia. dijo...

no vuelvas sin razón...

deshora

wibiya widget